ES/EN/PT
Seleccionar página

Con la llegada de la Navidad los hogares españoles se llenan de productos típicos de estas fiestas, entre ellos los dulces, que dan color y sabor a nuestras veladas más familiares. La tradición manda y durante unos días dejamos de pensar en la báscula y el gimnasio para disfrutar de estos deliciosos productos.

En Delaviuda hacemos un repaso por los dulces navideños que más comemos los españoles. Seguro que este año tendrás más de uno en tu mesa.

 

1. Turrón duro y blando

El turrón probablemente es el dulce navideño por excelencia. Se elabora con miel, azúcar, almendras y clara de huevo, y tiene su origen en la época en la que los árabes estaban establecidos en la Península Ibérica.

Existen dos variedades tradicionales por excelencia: el turrón duro, o de Alicante, y el turrón blando, o de Jijona. Aunque son los dos sabores más consumidos, hoy en día también podemos encontrar otras variedades muy demandadas, como el turrón de yema tostada, el de chocolate, el de fruta confitada, el de coco o el de nata y nuez.

Estas nuevas variantes, aunque no son tan típicas, tienen la ventaja de que gustan a un público de todas las edades, por lo que ya es muy común que en los hogares se compren turrones de varias modalidades y en diferentes formatos para satisfacer los gustos de toda la familia en cada momento.

 

2. Polvorones

¿En qué casa española no se comen polvorones en Navidad? Estos dulces, elaborados con manteca de cerdo, almendras molidas, harina de trigo tostada y azúcar son originarios de Estepa, en Sevilla, aunque también los podemos encontrar en otros lugares de España, como Tordesillas (Valladolid) o Sanlúcar de Barrameda (Cádiz).

Los polvorones reciben esta denominación por esa textura harinosa que podemos sentir cuando los metemos en la boca y se deshacen.

 

3. Marquesas

Las marquesas son un dulce típico navideño que esconden el secreto de su éxito en su textura, tierna y esponjosa, y en su delicioso sabor. Las auténticas tienen más de un 30% de almendra, y aunque la variedad que más se consume en Navidad es la tradicional, últimamente también se están empezando a demandar las marquesas de chocolate. Su alto porcentaje de almendras unido al cremoso corazón de chocolate, conforman una combinación difícil de superar por otros dulces navideños.

 

4. Pasteles de yema

Los pasteles de yema han sabido hacerse un hueco en las mesas navideñas de los españoles gracias a su inconfundible presencia. Este exquisito mazapán, relleno de yema confitada y de elaboración artesanal, es un dulce muy vistoso por su fina cobertura de azúcar, que hace las delicias de niños y mayores. Si eres un goloso empedernido, te encantará con su textura esponjosa y su riquísimo e intenso sabor.

 

5. Mazapán

El mazapán es otro de los productos típicos de las fiestas navideñas. La primera referencia que encontramos por escrito de este producto data del siglo XVI. Su origen se cree que es árabe, aunque hay quien sitúa su nacimiento como una idea de las monjas del convento toledano de San Clemente ante la escasez de alimentos de la ciudad cuando estaba sitiada. Actualmente se pueden encontrar multitud de figuritas hechas con mazapán, más o menos elaboradas y en diferentes tamaños.

El mazapán se fabricaba de manera artesanal con almendras y azúcar machacados con una maza. De ahí que se conociera como “pan de maza” y posteriormente como “mazapán”. Este producto tiene diferentes versiones en varios puntos de España, aunque destacan principalmente los dulces conocidos como “pan de Cádiz” o el “pastel de Gloria, ambos originarios de Andalucía.

 

6. Peladillas

Las peladillas son típicas de la Comunidad Valenciana. Estas almendras confitadas se suelen regalar en los bautizos, pero también son uno de los dulces navideños por excelencia. En muchos casos se utilizan para adornar las bandejas de dulces que colocamos en la mesa tras las comidas o cenas de Navidad, ya que resultan ideales para picar algo dulce pero no demasiado contundente.

 

7. Pasta de almendra

La pasta de almendra se utiliza para las recetas culinarias más exquisitas de la Navidad. Se vende en bloques de masa y se caracteriza por su exquisito y potente sabor, que la hace deliciosamente inconfundible. Si cierras los ojos y piensas en ella, prácticamente la puedes saborear porque forma parte de los recuerdos más exquisitos de cada Navidad.

 

8. Dulces sin azúcar

Cada año nos cuidamos más y estamos muy pendientes de comer de forma saludable. Para todas las personas que lo necesitan existe en el mercado una amplia variedad de dulces navideños sin azúcar. Entre la amplia variedad de productos sin azúcar puedes encontrar figuritas de mazapán sin azúcar, que siguen conservando su sabor inconfundible pero sin azúcar añadidos, marquesas o pan de Cádiz. ¡Que nadie se quede sin disfrutar de los sabores más típicos de la Navidad!

 

Hay muchos dulces navideños típicos donde elegir, y muchas variedades que hacen las delicias de niños y mayores. La Navidad es el momento donde nos juntamos en torno a una mesa, y como a nadie le amarga un dulce, lo mejor es compartirlos con familia y amigos, que es como mejor saben.